lunes, 24 de febrero de 2014

Conversaciones

Ahora está más claro lo que quería decir. Antes, era
un nudo cuasi misterioso. Qué habría ahí, por qué no dije
eso que ahora perturba más que lo resuelto.
No tires el original, ve el nudo, el garabato enmarañado;
porque era eso.

Inédito

lunes, 10 de febrero de 2014

Oda

Úntate cada pezón con miel
y baja el mentón, la lengua,
saben dulces, toca
circularmente cada punta morada, agrietada o lisa
y luego acaricia el vientre, el ombligo,
haz cine o literatura
con la mente pero no olvides los pezones,
la miel, el dedo circular
hazlo frente al televisor mientras te ríes
y te humillas: mastúrbate, abandona,
cuida el clítoris como a la piel de un niño,
escucha el viento que suena detrás
de la ventana cerrada, guarda tu jugo
a escondidas del mundo
y mastúrbate, que tus piernas
comiencen a abrirse y cerrarse
que tu murmullo sea un gemido ronco,
grito agudo en el aire, en el hueco que pide
penetración, contacto,
habla despacio
hazlo en silencio pero gime
aúlla
murmura aunque sea el goce
el rozarse de tu pelo en la almohada
en la alfombra en la nuca,
mastúrbate,
hasta que las rodillas tiemblen,
hasta que caigan
lágrimas y suene esta vez
no un viento sino un timbre
y otro, regular campanilla,
recién entonces
dilátate como en el parto,
húmeda, tu vagina, el tubo que sigue llamando,
levántalo, bájalo,
introdúcelo, y escucha ahora su voz
lejana, ajena,
y cierra tus ojos, su boca
tan adentro.


N. de A.: ésta es la única versión que vale, por ahora, del poema. Irene Gruss
Inédito

domingo, 9 de febrero de 2014

Por amor o por piedad

Atrae la oscuridad de esa sala,
huele a libros viejos, a pesar de la pintura fresca
también oscura. Hay una hendija
clara que viene de un más allá, de un pasado,
el resto es pensamiento malsano, una especie de dolor aferrado
a las paredes, a ese sillón donde el que ahí se sienta ha muerto
hace tiempo, habla para sí o para nadie,
no convida a quedarse; sonríe o llora,
o recita Amor, ch'a nullo amato amar perdona,
y luego agrega: Pale were the lips I kissed, and fair the form/ I floated with, about that melancholy storm, como si una cosa respondiera a la otra.
Atrae porque no me deja ir; sigue y sigue;
no me deja ir; de piedad
vine yo a sentir como quien muere;
y caí, como cuerpo muerto cae, en español, dijo.
Y caí por amor o por piedad.

*Los subrayados en cursiva pertenecen a Dante y a Keats.
Inédito

jueves, 6 de febrero de 2014

Un viejo poema

El retrato

Amor mío, el viento acaba
de voltear tu retrato, yace
en el suelo, y tus ojos
no me miran.
Amor mío, la luz
se ha apagado, tu retrato
está en su lugar, ya,
pero tus ojos no me miran.
Amor mío, la lluvia
entró por las ventanas. La pared
donde cuelga tu retrato
parece salpicada por cristales
de agua, y tus ojos parece
que lagrimean, ni siquiera
me miran.
Amor mío, no existe el viento,
la luz existe, la lluvia
dejó de existir, tu retrato se ha
roto en la zona donde estaba
la mirada. Tu ceguera
es la mía. Ya no veo
tu retrato y
el tiempo ha pasado.
¿Qué sucederá ahora? 

Inédito
Loading...